jueves, 29 de enero de 2009

La piratería en altamar: el caso de Somalia

La piratería es un crimen internacional que viene de las dinastías de los Faraones. Sin embargo, la piratería moderna constituye hoy un problema mayor para todo el mundo. El fenómeno se volvió más pronunciado en Somalia esta última vez causando pérdidas estimadas anualmente a millones dólares.
En efecto, las aguas de Somalia pasaron a ser un refugio seguro para los piratas, que han convertido el paso entre el mar Rojo y el océano Índico en uno de los puntos de mayor peligro para el transporte marítimo internacional.
El fenómeno se desarrolló con la guerra civil que asoló Somalia después del otoño del dictador Siad Barre, en 1991. Desde entonces, ningún gobierno central ha podido tomar el mando del país, en las manos de los jefes de guerra y las milicias, algunos estarían cercanos de Al-Qaida. En el caos y la anarquía más total, la población intenta subsistir desde hace 15 años.
Para venir en la ayuda, la ONU instauró, desde 1992, un puente humanitario hacia Mogadishu. Pero los artículos se han desviado rápidamente considerando que los cascos azules sufrían fuertes pérdidas porque se enfrentaban a las facciones de Somalia. La toma del poder político por las Cortes islámicas, en 2006, supuso la intervención del ejército etíope, el año siguiente, y habría más miles de muertes.
Está en este contexto que los ONU intentan enviar a la población los víveres y medicinas. Los cargueros, cargados de carga, son enviados por la ONU hacia las costas de Somalia. Pero se desarman estas naves para poder llevar los depósitos llenos completamente y se vuelven la presa de piratas rápidamente. Éstos se acercan a las naves y los desvían hacia la costa. De allí, amenazan la vida de las tripulaciones para obligar a los gobiernos a pagar por ellos rescates fuertes.
En junio 2007, Europa empieza a darse cuenta del problema de verdad. Durante más de 2 años, la Oficina Marítima Internacional (OMI) había pedido al Concilio de Seguridad de la ON U tomar algunas medidas para luchar contra la piratería en Somalia, un fenómeno que aumentó regularmente, hasta el punto de volverse la industria más importante de este país asolado.
En una decisión sin el precedente, el Concilio adoptó en Abril 2008 la resolución 1816, eso permite los barcos militares extranjeros entrar en las aguas somalíes territoriales para usar "todos los medios" necesarios para luchar contra los actos de piratería y los robos armados en el mar, en el respeto de las medidas existentes de las leyes internacionales.
Hoy, esta ausencia de autoridad central y la intervención occidental eficaz manejó la anarquía de Somalia para traspasar su orilla e infectar las aguas territoriales y a lo largo de las travesías marítimas más importantes, los pasos cercanos al mar Rojo.
Lejos de ser un grupo de incrédulos unido por la suerte y buscando el dinero fácil, los piratas de Somalia son una parte de organizaciones delictivas financiadas y organizadas con base en Somalia, en las regiones semi autónomas del Puntland y el Somaliland, así como en los estados como Kenya, Tanzanía.
Algunas sugerencias de Canadá que es la comunidad de Somalia más importante fuera de Africa también pudiera ser el asentamiento de células logísticas y organización de los piratas de Somalia.
Los encargados de la defensa francesa y española llegaron a Djibouti el 02 de septiembre 2008, para firmar una declaración de la intención bilateral para luchar contra la piratería, Francia y España también confrontados tienen actos de piraterías estos últimos meses, éste es el origen de esta iniciativa que apunta a crear una fuerza aeronaval europea contra la piratería en el Golfo de Aden.
Según la Oficina Marítima Internacional (OMI), por lo menos se han constatado 80 ataques con la captura de unos 250 rehenes desde el principio del año 2008 a lo largo de Somalia, el doble de los ataques registrados para un período equivalente en 2007.
Los expertos dicen que hay cinco grupos principales de piratas que operan a lo largo de los 3.025 kilómetros de costa de Somalia (una de los más larga de Africa), cada jefe es un poderoso de guerra que tiene algunos lazos con el Gobierno Federal Temporal de presidente Abdullahi Yusuf, extensivamente ineficaz.
En un país dónde la media de ingreso anual es superior a de 600$, un pirata gana 10.000 a 30.000$ por año, una cantidad inaccesible para la mayoría del Somalíes. Sólo, este año los rescates pagados alcanzaron:
- 800.000$ para un carga carguero alemán;
- 700.000$ para un carguero holandés;
- 1,6 millón $ para un rompehielos danés;
- Los dueños del de aquí en adelante el yate famoso de lujo
habrían pagado 2 millones $ para liberarlo.

Mientras que los piratas de Somalia generalmente utilizan el vuelo de las naves la bandera occidental para los rescates, las naves cuyos dueños son menos ricos, se usan como la base, permitiéndoles a los piratas atacar la navegación de las naves más lejos en el mar.
Debido a otros eventos que ocurren en la región, como el problema entre costa de Marfil y Pakistán y la península de Arabia, el tráfico de seres humanos, la investigación de las armas de destrucción masivas, y la reciente tensión entre los Estados Unidos e Irán, las naciones occidentales son probablemente incapaces de dedicar las fuerzas navales suficientes a las aguas de Somalia para tratar la piratería adecuadamente.
Aunque reconocer las nuevas entidades políticas pueden ser un juego peligroso, los restos alternativos, el hambre obstinada, la piratería aumentada, el uso del país como el resguardo por los terroristas, y el riesgo que las disputas interiores de Somalia no terminan pasando las fronteras y contaminan los países vecinos. Todos estos hechos favorecen la organización de Al-Qaida para tomar el control de estos lugares quebradizos.

Miedos relacionados con la conexión con el terrorismo

En África del Este, al-Qaeda está contratando a extremistas somalíes para revitalizar operaciones. Y mientras que todavía no ha habido claramente una fusión oficial, el líder del grupo “al-Shabaab” está próximo a al-Qaeda. Y los bombardeos recientes en Somalia pudieron haber significado, por lo menos en parte, consolidar la bonanza de este grupo con los líderes principales de al-Qaeda. Una fusión entre el al-Shabaab y el al-Qaeda podría dar a los extremistas somalíes el financiamiento necesario mientras que al-Qaeda podría entonces demandar reestablecer sus operaciones basadas en África del Este. Ésa es una base que fue interrumpida seriamente hace aproximadamente dos años cuando Etiopía se movió en Somalia.

La indecisión y la ausencia de consenso de los políticos como fuente de la misión Contra-Pirata del EU es una frustración.

La captura en el 15 de noviembre del superpetróleo Saudi “Sirius Star” con carga de 2 millones de barriles de petróleo crudo y su tripulación de 25 miembros incluidos nacionales de Gran Bretaña, Croacia, Polonia, Arabia Saudita y Filipinas y que ocurrió a más de a 800 km al sureste de Mombasa en Kenia, ha llamado una vez más la atención a la necesidad de eliminar el problema de la piratería de la costa de Somalia.

Pero todavía no hay consenso sobre la forma en que se debe tomar cualquier acción. El 19 de noviembre, la marina de guerra india se enganchó con las naves somalíes de pirata, hundiendo uno. Ese acercamiento fue dado como una noticia excelente por los noticiarios árabes del periódico Saudi, que llamó a una declaración total de la guerra contra los bandidos.

Por su parte, el EU comenzó el 8 de diciembre, su propia misión militar, “Atalanta doblado,” para proteger los envíos de la ayuda de la ONU fijados para Somalia. Las naves alemanas deben participar en esta misión, pero el grado de su participación es un asunto muy caliente en Berlín.

Mientras que los diplomáticos de la ONU han dicho que “Atalanta” es una operación militar con las reglas del contrato que permiten el perseguimiento y atacar de las naves del pirata, el gobierno alemán demanda que sea limitado a un tratado que firmó en 1994 que define claramente el alcance del encuentro militar en los mares altos.

En efecto, “un ataque contra una nave capturada pondría a los rehenes en riesgo”. Así, según los términos de esa convención, las naves alemanas pueden tener que esperar hasta que los piratas demuestren abiertamente la agresión antes de que les permitan actuar en su propia defensa; y pueden ser requeridos para cesar sus ataques tan pronto como los piratas hayan ganado control de otra nave.

Algunas soluciones:

- Instaurar la seguridad en el país ;
- Formar y elegir un equipo gubernamental;
- El apoyo de la cooperación interestatal regional e internacional;
- La creación de una fuerza multinacional ;
- La ratificación por los Estados de las leyes que reprimen los actos ilícitos contra la seguridad de la navegación marítima.

Conclusión

La lucha necesaria contra la piratería se debe considerar como una oportunidad porque “el equilibrio militar de la energía en altamar va a cambiar de puesto apenas tanto como el equilibrio financiero global de la energía”. Un régimen internacional para proteger las rutas náuticas podía ser el núcleo de una administración comunal eventual sobre los océanos del mundo.


Para terminar hay que preguntarnos si los piratas son ¿bandidos o héroes?

Mounir B 2.2

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Los piratas, jóvenes por la mayoría, son héroes locales porque contribuyen a la sobrevivencia de miles de familias en un país que tiene ni economía, ni poder político reconocido, ni administración. Somalia es un país de No Derecho. Sin embargo, se debe denunciar y luchar con toda la fuerza necesaria el fenómeno de la piratería. No obstante, será imposible resolverlo sin un reconocimiento político del Puntland o de una improbable reunificación de la Somalia y sin una ayuda masiva de la comunidad internacional a un país totalmente destruido por 17 años de guerras civiles. Pero Somalia no es Irak, y el poco interés mostrado por los países industriales hacia este país explica la situación actual.

Una anectoda para terminar: la zona marítima enfrente de Somalia es una de las más ricas en tuna que queda en el mundo. Allí, cruzan unas 55 naves francés y españoles que sacan del mar unos 100 000 toneladas de peces al ano. Somalia beneficia de estos recursos haliéuticos? NO. Cuáles son los verdaderos criminales? AL LADO DE NUESTRA PUERTA.

Stephane B2.2

Ahmed El Aich dijo...

África es un continente a la deriva, sin apenas industrias ni trabajo, y los alimentos básicos han subido en los últimos tiempos un incremento hasta el 200%. En este contexto, la piratería y demás acciones violentas contra los derechos humanos se van imponiendo. Pero la piratería en altamar es un asunto de Derecho Internacional.
Causas de la piratería
1. En teoría, la piratería se da sólo en altamar, o en algunos espacios donde no llega la autoridad de ningún Estado. El presente acto de piratería parece ser que se cometió en un lugar no sometido a la jurisdicción de ningún Estado. Desde 1991, Somalia carece de un gobierno central y vive enfrentado a los problemas interzonales y religiosos.
2. La piratería es hoy la única industria floreciente en Somalia, un país devastado por las guerras internas entre diversos grupos religiosos y étnicos. Hoy la guerra entre grupos extremistas y un gobierno de transición apoyado por Etiopía se ha vuelto tan virulenta que unos 3 millones de personas dependen de la ayuda humanitaria para sobrevivir.
3. En una región como Puntlandia en donde reina el desempleo, la piratería es la única actividad que funciona.
4. Para cientos de jóvenes somalíes paupérrimos y desesperados, la actividad de los piratas es una salida fantástica capaz de transformar sus destinos. Hoy los piratas son amos y señores en Eyl, se pasean en vehículos 4x4 y conquistan a las más bellas mujeres de la zona.
5. Los piratas han ganado tremendas sumas de dinero durante el último año. Esto les ha permitido comprar equipos y armamentos muy sofisticados que han multiplicado la eficacia de sus ataques.
Soluciones
1. La mayoría de institutos de reflexión y líderes políticos eligen una intervención militar para erradicar el mal.
2. Es urgente demostrarles a los jóvenes que la piratería no es la única alternativa para escapar de la pobreza. Es urgente crear puestos de trabajo. Debemos apoyar proyectos que generen empleo en esta región que es rica en recursos pesqueros.
3. La pesca dejó de ser una salida para estos pobladores de la costa somalí. Muchos de los actuales piratas fueron pescadores antaño.
Ahmed El Aich B2.2

Abdelali dijo...

La piratería en las zonas marítimas de Somalia todavía continúa llamando la atención de toda la comunidad internacional con su lote de rehenes capturándos en los barcos y buques que navegan allí.

Esta piratería se caracteriza con una finalidad puramente financiera consistiendo en exigir que se le pague un rescate en contrapartida de la liberación de los rehenes detenidos. Aparentemente no se busca matar a la gente sino ganar su vida obligando los demás a compartir su riqueza. Eso hace decir a muchos que la causa de la piratería es fundamentalmente económica practicada por una población y en una zona que tiene la mayor concentración de pobreza en el mundo hasta que algunos hablen de piratería para sobrevivir.

De todas maneras y sea cual sea la causa real de la piratería, la actitud que tienen los gobiernos contra los ciudadanos que perpetran los actos me parece un poco curiosa porque cada vez negocian con los piratas el importe del rescate sin darse cuenta de que actuando así animan mucho a los piratas y le dan motivo de volverlo a hacer cada vez que quieran obtener rescates.

De verdad que el problema no es fácil porque se trata de las vidas humanas pero lo que es cierto es que se debe cambiar de actitudes buscando a otras soluciones alternativas a la de pagar lo que se manda. Si Somalia se declara incapaz de garantizar la seguridad de la navegación por la parte del mar bajo su control, la comunidad internacional debe de hacerlo a través de instituciones como la ONU.

Hasta ahora las únicas iniciativas han sido tomadas por algunos países de Europa como Francia y España consistiendo en organizar una cierta forma de protección de sus propias navegaciones sin buscar a una solución global que acabaría definitivamente con este fenómeno.

De otro lado no se debe olvidar la responsabilidad de la comunidad internacional en dejar a esta zona hundida en un mar de deshechos sufriendo guerras civiles, hambre, desorden y otras cosas que empujan a una parte de la población a hacer lo que se puede para salir adelante de su pesadilla.

Al fin que no se olvide la pasada piratería de algunos países ahora víctimas del mismo fenómeno como España, Inglaterra, Portugal,… que han practicado de manera más devastadora la piratería a través el mundo. A veces me pregunto en que las actitudes actuales de los países desarrollados respecto a los subdesarrollados se diferencian de los actos de piratería.
Abdelali B2.2

Laila dijo...

Para mí, estos piratas no son héroes, son bandidos y nada más.
Yo sé que viven en la miseria, que no tienen otras oportunidades para sobrevivir, pero aquí es realmente acto de terrorismo.
Pienso que es una nueva forma de mafia y que será difícil combatirla.
Desgraciadamente, aquí tenemos otro ejemplo de las consecuencias del egoísmo de los países desarrollados. Todavía no han comprendido que la miseria y los problemas del resto del mundo son para ellos una bomba de efecto retardado.
Laila B2.2

Anónimo dijo...

A mi me parcece que antes de preguntarse si estos piratas son bandidos o heroes, hay que preguntarse si existen de verdad o son seres inventados. Yo créo que este asunto es inventada por los paises que tienen ambiciones militares y geoestrategicas en esta region del mundo que constitye un nervio principal del comercio mundial. Sino porqué, desde 1991, que no hay un gobierno central en Somalia, nunca hemos hablado de esté fenomeno que el año pasado. Como podemos créer que unos pirats con pequenas pateras y con armas muy ligeras pueden acapararse de gran barcos.
Porqué necesitamos una coalicion mundial, constituyida de estados unidos, china, Francia, Russia, o casi toda la planeta, con las armas lo mas sofisticas, par derrotar a ciertos piratas isolados.
La historia nos ha muestrado que las armas de destruccion massiva era una mentira para destruyir un gran pais y una gran civilizacion (IRAK). Eso ne debe ocurrir otra vez.
Abdelaâziz B2.2